Neuromarketing kinestésico, auditivo y visual: Lo que debes saber

El concepto del neuromarketing se ha ido posicionando poco a poco en la mente de los mercadólogos y  de todos los expertos en la industria de la publicidad, en este sentido resulta importante conocer que es el neuromarketing y cómo se clasifica. Para ello, en este artículo podrás enterarte sobre lo qué es el neuromarketing y que tipos de neuromarketing existen en la actualidad.

El concepto de Neuromarketing

Neuromarketing es un nuevo campo del marketing que utiliza tecnologías médicas, como la resonancia magnética funcional (fMRI) para estudiar las respuestas del cerebro a los estímulos de marketing.

Los investigadores usan la fMRI para medir los cambios en la actividad en partes del cerebro y aprender por qué los consumidores toman las decisiones que toman, y qué parte del cerebro les dice que lo hagan. Los analistas de marketing usan el neuromarketing para medir mejor las preferencias del consumidor, ya que la respuesta verbal dada a la pregunta “¿Te gusta este producto?” puede no ser siempre la verdadera respuesta.

Este conocimiento ayuda a los especialistas en marketing a crear productos y servicios diseñados con mayor eficacia y las campañas de marketing se centrarán más en la respuesta del cerebro. El Neuromarketing le dice al vendedor a qué reacciona el consumidor, si fue el color del empaque, el sonido que hace la caja cuando se sacude, o la idea de que tendrán algo que los consumidores no tienen.

Tipos de neuromarketing

Existen tres tipos de neuro-marketing: visual, auditivo y kinestésico.

Neuro-marketing visual

El neuromarketing visual obviamente se sustenta en el estudio del sentido de la vista y la manera en como percibimos las cosas mediante nuestros ojos. Está comprobado que la primera impresión es la más fuerte y está siempre o casi siempre ingresa por las imágenes,videos, etc. que percibimos, de ahí que las imágenes a través de los ojos transmiten los impulsos nerviosos mucho más rápido al cerebro que los demás sentidos y por ende el mensaje que se quiere transmitir es recibido con una mayor eficacia. Por esta razón es que años atrás la publicidad que más llamaba la atención a nuestros abuelos y padres eran los spots publicitarios a través de medios visuales como la televisión y las vallas entre otros.

Neuro-marketing auditivo

Se enfoca en base a lo que escuchamos y como se genera por medio del oído una percepción del mundo. Hay un tipo de personas son más sensibles a la música, sonidos y silencios en el proceso de comunicación. Son un ejemplo los spots donde se da más fuerza a la música o sonidos volviéndolo parte de las características del mismo producto.

Este tipo de neuromarketing centra su atención en lo que escuchamos y la forma en la que se produce una percepción del mundo real mediante el oído. Existen individuos que son especialmente sensibles a los sonidos, la música e inclusive los silencios en el proceso de comunicación. Por ejemplo los spots en los cuales los esfuerzos se centran en la música o los sonidos convirtiéndolos en una parte de las características del producto en sí mismo.

Como dato curioso, el oído tiene cerca de 30.000 fibras nerviosas y tiene la capacidad de reconocer alrededor de 340.000 frecuencias distintas. Aparte de oír y escuchar, el sentido del oído nos permite tener consciencia de nuestra ubicación en el espacio y nuestros movimientos, manejar el sentido del equilibrio y ejecutar movimientos coordinados, identificar objetos y personas que están alejados de su campo visual y construir una caja de recuerdos.

La memoria auditiva es un proceso dinámico y activo dentro de nuestros cerebros a través del cual se codifica y almacena la información relacionada con las experiencias presentes y pasadas sobre los sonidos.

En el neuromarketing auditivo, la principal herramienta es la música, cuyas propiedades se manifiestan en distintas regiones del cerebro, permitiendo tener una mejor comunicación con el cliente. Como en el caso de la vista, la memoria auditiva es más global que analítica, y esto nos permite conseguir una imagen sonora completa con imágenes, melodía, ritmo, timbre e intensidad.

Neuro-marketing kinestésico

Finalmente dentro de los tipos de neuromarketing se habla del kinestésico, si bien este tipo de neuromarketing es empleado con menos frecuencia esto no significa que sea menos útil.

El neuromarketing kinestésico se produce por medio del tacto, gusto y olfato, por lo que supone una mayor inversión de tiempo y dinero para su estudio, y por ende, son pocas las empresas que lo utilizan.

Para poder realizar un estudio de neuromarketing kinestésico se pueden emplear determinados puntos de venta en los que se puedan realizar degustaciones y presentaciones de productos y la gente puede hacer un cateo de los mismos, probando, tocando y en algunos casos hasta oliendo.

Típicamente el sentido del tacto está más desarrollado en el género femenino pues está más relacionado con la forma de comunicación de las mujeres. Por otra parte, el sentido del gusto se asocia y mezcla con los otros sentidos en forma de sensaciones térmicas, olfativas y táctiles. El cerebro y la lengua trabajan en conjunto para saborear los alimentos; así para identificar un sabor el cerebro requiere información de lo que recibe la nariz y la lengua por diferentes nervios.